Derecho a la Salud y Desarrollo Económico. ¿Cómo afecta la Salud en el Desarrollo Económico?

Imagen de Derecho a la Salud y Desarrollo Económico. ¿Cómo afecta la Salud en el Desarrollo Económico?

La Salud y el Desarrollo Económico están más ligados de lo que pensamos. La salud es uno de los pilares del desarrollo y garantizar su acceso equitativo y universal repercute también en la economía de todos los países.

Garantizar una buena salud de las personas permite que estas se desarrollen plenamente y lleven proyectos vitales que, ante la ausencia de ella, difícilmente se podrían conseguir. Sin salud no hay futuro. Pero, ¿Cómo afecta la salud al avance económico? ¿Y el progreso económico a la salud?

La salud es una inversión rentable

El desarrollo económico y garantizar el Derecho a la Salud van de la mano, son factores interrelacionados. Por ejemplo, la buena salud puede contribuir positivamente a la economía en tanto que:

  • Permite que las niñas y niños puedan desarrollarse y formarse plenamente hasta llegar a la vida adulta.
  • Repercute en la productividad de las personas que trabajan, y en nuevos avances fruto de su emprendimiento.
  • Libera recursos que de otra forma habría que destinar a combatir enfermedades.

Y un desarrollo económico equilibrado y bien distribuido puede suponer para la salud:

  • Disponer de más recursos para financiar sistemas sanitarios públicos, accesibles y universales.
  • Reforzar campañas de salud pública y proyectos de investigación médica.
  • Ahondar en la Atención Primaria en Salud.

Desarrollo económico y salud, ¿amigas o enemigas?

Entre la salud y el desarrollo económico no hay que priorizar uno otro factor, ya que estos deberían convivir y retroalimentarse sin explotar, depredar o parasitar a las personas. Es decir, hay que buscar la complementariedad a través de la cooperación y el mutualismo, sin que la economía crezca en detrimento de los derechos fundamentales como la salud y el bienestar de las personas.

Para ello, el marco de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030 de Naciones Unidas aporta un enfoque amplio sobre la salud y el bienestar en su ODS3, y su conexión con el resto de Objetivos para transformar nuestro mundo en un lugar más igualitario y sostenible.

Imagen de perfil de Mikel Edeso
Mikel Edeso

Etiquetas:

Compartir a través de:
Contenidos relacionados